En este momento estás viendo El Adelantado de Segovia

El Adelantado de Segovia

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Blog
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

El segoviano Alejandro Álvarez se hizo vegano antes de cumplir la mayoría de edad; y con 18 años, por “necesidad” y sin experiencia previa en el sector de la alimentación, comenzó a fabricar unos quesos veganos que ahora, tres años después, se comercializan en cuatro países y 150 supermercados de Países Bajos.

El cómo ha llegado a estar presente en varios países, incluidos Qatar, Bahrein y Países Bajos, se remonta, según ha detallado el empresario en declaraciones a EFE, a un viaje que realizó a Tailandia. En él advirtió la cantidad de platos autóctonos que cocinaban con proteínas de bases vegetales y la facilidad que el joven segoviano, como vegano, tuvo para alimentarse; de ahí, se inspiró en un plato que probó en el que utilizaban frutos secos para reemplazar el queso.

Con un sabor parecido y una textura similar, decidió a su regreso investigar con diferentes frutos secos hasta encontrar el que mejor se adaptara para hacer un queso vegano. Tras probar, descubrió que los anacardos era el producto que mejor se adecuaba al alimento que quería crear y, junto con el apoyo de su madre y su padrastro, decidió montar su propia empresa de quesos veganos, Quevana.

En marzo de 2020 tomó la decisión y, con una pandemia y un confinamiento de varios meses, en septiembre comenzó rodar la empresa de alimentación.

De todo este tiempo, Álvarez destaca que “han sido dos años de comercialización muy atípicos” debido a las continuas crisis que se han ido sucediendo, marcadas ahora por la subida de los precios de producción y los alimentos.

Pese a las condiciones de “mucha incertidumbre” el joven ha sabido encontrar un nicho de mercado y adaptarse a las necesidades de sus clientes, aún sin experiencia previa en el sector del emprendimiento en general y de la alimentación en concreto.

Asegura estar recibiendo apoyo de las instituciones, una ayuda que en el caso del ICEX le ha llevado a estar presente en una de las cadenas más grandes de Países Bajos gracias a un programa de aceleración empresarial en ese país.

Estos quesos segovianos se pueden encontrar ahora en 150 tiendas de las 600 que tiene la cadena holandesa Jumbo pero, también, en tiendas especializadas de otros países como Qatar y Bahrein. Una internalización que le ha hecho colocar sus objetivos en “explorar nuevos mercados internacionales” debido a la creciente demanda de productos veganos y “afianzar” su posición en España.

Aquí, durante el último mes, han producido 4.000 quesos su fábrica de Segovia, una cantidad mil veces superior a la del ejercicio del mes anterior.

El empresario segoviano ha querido ser fiel al proceso típico de elaboración de quesos con su producto vegano, por ello la “fermentación y maduración• que lleva a cabo les permite “obtener el mismo resultado que el queso tradicional de leche, pero de origen vegetal”.

En su catálogo, disponen de quesos de trufa, de ajoaceite y ahumados, una selección para que las personas veganas, como su creador, puedan optar a distintas variedades de quesos sin renunciar a su opción alimentaria.

Deja una respuesta